Bolivia concretó este miércoles la adquisición de 5.200.000 vacunas Sputnik-V de Rusia contra el coronavirus. Un primer lote de 6.000 dosis llegará en enero y estará destinado para la “población más vulnerable y necesitada”.

El presidente Luis Arce suscribió el contrato y explicó que la aplicación será gratuita y totalmente voluntaria, y estará sumado al mecanismo Covax, donde se gestiona otra cantidad del producto, por lo que aseguró que un 80 por ciento de la población del país recibirá las dosis.

Detalló que 1.700.000 dosis llegarán a finales de marzo, similar cantidad en abril y el resto en mayo, enfatizando que se acudió de forma directa al productor sin intermediarios, para evitar cometer errores.

EL DEBER DIGITAL./

Por M B

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *